Curiosidades “footballísticas” de la semana

Entrega nº14: Terrell Owens habla, las perspectivas del dueño de los Dolphins, la solidaridad de los Saints, las apuestas de Favre, nuevos sponsors para la Super Bowl, Tony Romo y el golf, Adrian Peterson y sus excusas para no entrenar, Brandon Tate, un lumbreras, y las ofertas por el nombre del nuevo estadio de Meadowlands.

  • Terrell Owens se explayó a su gusto en una entrevista para NFL Network y he aquí dos de las perlas que dejó: “quiero jugar para un candidato a la Super Bowl“, complicado teniendo en cuenta que nadie ha mostrado real interés por él como agente libre en todo este offseason y preguntado sobre su futuro tras el football dijo, “creo que con mi personalidad y estando seguro de mi mismo, podría hacer una amplia gama de películas, acción, comedia, drama“.
  • El propietario de los Dolphins, Stephen Ross, es fanático antes que empresario. En unas declaraciones la semana pasada Ross declaró que “su equipo estará jugando la Super Bowl el próximo febrero” y que “Chad Henne sabrá manejar la presión, puede llegar a ser mejor que Dan Marino“.
  • Los actuales campeones de la NFL, New Orleans Saints, visitaron durante la semana el área de la costa del Golfo de México afectada por la fuga de petróleo de una plataforma de la compañía BP. Sean Payton y sus pupilos tenían pensado asistir a una comida en la residencia del gobernador de Louisiana ese día pero decidieron visitar las zonas afectadas por el vertido de crudo que están contaminando toda la zona litoral del sur de Estados Unidos.
  • La no-noticia que es Favre es noticia contínuamente. Hace dos semanas el pasador de 40 años apostó que volvería a jugar en la NFL si el equipo de béisbol de la universidad de Southern Mississippi llegaba a las Series Mundiales universitarias. Mientras su amigo y compañero Ryan Longwell dice que su vuelta está al 50%, su equipo de béisbol alma máter ha quedado eliminado por la carrera de llegar a las finales. Imaginen ya ustedes cual es la pregunta a formular ahora.
  • El día de la Super Bowl, los americanos se comen más de 30 millones de trozos de pizza, 350 por segundo. Pues en la próxima edición en Dallas, Papa John’s será la pizza oficial del gran evento deportivo norteamericano como patrocinador oficial (en el área de comida). Papa John’s, con sede en Kentucky, es la tercera compañía más grande de pizza del mundo.
  • La clasificación de Tony Romo para el US Open de golf se ha acabado. Romo estaba ante el último torneo para lograr la calificación pero el mal tiempo retrasó el juego de 36 hoyos dos veces y el pasador de los Cowboys tenía que acudir a las actividades como jugador de football de la organización de Dallas. “Ha sido divertido. He disfrutado mucho y espero aplicar algunas de las lecciones que he aprendido al golf para el football“, comentó Romo. Aunque el jugador de los Cowboys abandonó, sus resultados estaban siendo bastante pobres y tenía lejos la clasificación.
  • El receptor rookie de Seattle Seahawks Brandon Tate recibió un aviso de la policía el pasado fin de semana por entrar de forma ilegal en una tienda de donuts a las tres de la mañana. El ex-jugador de Notre Dame se disculpó al día siguiente por hacer tal tontería que consistió en ir a por unas rosquillas a esas horas de la noche ya que le había atraído el olor de la panadería que estaba debajo de su casa, la puerta trasera estaba medio abierta y Tate aprovechó para entrar. El receptor es noticia también esta semana porque fue elegido en el nº 1.518 del draft de la MLB por San Francisco Giants; Tate era outfielder en el equipo de la Universidad de Notre Dame.
  • Adrian Peterson no podrá acudir a los minicamps de los Vikings este sábado porque tiene que asistir a la cuarta edición del Día de Adrian Peterson en Palestine, Texas. El evento anual consiste en una fiesta y una cabalgata a la que acuden más de 2.000 personas.
  • El nuevo estadio de Meadowlands está buscando una empresa que pague por poner su nombre a las nuevas instalaciones, y el website de citas para adultos AshleyMadison.com ha ofrecido a los Jets y los Giants $25 millones por cinco temporadas, $5 millones al año, una oferta algo inferior a los $7 millones que paga Bank of America a los Panthers y los $7,6 millones de FedEx a los Redskins.
Anuncios